HÁBITOS DE ALTO RENDIMIENTO Resumen
|

Resumen y revisión de Hábitos de alto rendimiento | Brendon Burchard

Cómo las personas extraordinarias llegan a serlo

La vida es muy ajetreada. Tiene Hábitos de alto rendimiento ¿ha estado acumulando polvo en su estantería? En lugar de ello, recoja ahora las ideas clave.

Estamos arañando la superficie. Si aún no tiene el libro, pida el libro o conseguir el audiolibro gratis para conocer los detalles más jugosos.

Sinopsis

Hábitos de alto rendimiento es un plan respaldado por la ciencia para vivir una mejor calidad de vida. Tras una extensa investigación original y una década como el entrenador de rendimiento mejor pagado del mundo, Brendon Burchard revela los hábitos más eficaces para alcanzar el éxito a largo plazo. Seis hábitos aparecen una y otra vez. Hábitos de alto rendimiento abarca estos seis hábitos que son los que más mueven la aguja para ayudarte a triunfar.

Sobre Brendon Burchard

Brendon Burchard es un autor de tres bestsellers del New York Times y entrenador de alto rendimiento. También es uno de los entrenadores de desarrollo personal más vistos, seguidos y citados del mundo, con más de 10 millones de seguidores en todas sus marcas. La revista de Oprah lo nombró "uno de los líderes más influyentes en crecimiento personal". Asimismo, Forbes lo nombró "el entrenador de alto rendimiento más importante del mundo".

Capítulo 1 - Hábitos y autoestima

Hábitos

Los individuos de alto rendimiento son los que parecen superar todas las expectativas en todos los campos. Para entender mejor a estos trabajadores de alto rendimiento, Burchard realizó una investigación para identificar los factores que sustentan el éxito a largo plazo. En primer lugar, descubrió que la demografía parece tener poco impacto. La identidad sexual, el color de la piel y la edad tienen poco efecto en el rendimiento. En cambio, independientemente de la demografía, los hábitos esenciales apuntalan el éxito. La acción importa más que la identidad. Y lo que es más importante, estas personas de alto rendimiento eligen sus hábitos sabiamente.

Autoestima

Otro factor de gran importancia que sustenta el éxito de las personas de alto rendimiento es la autoestima. La autoestima ayuda a los trabajadores de alto rendimiento a superar los retos. De nuevo, esta confianza no es innata. En cambio, construyen la confianza y la autoestima a través de la práctica persistente. La práctica persistente fomenta la sabiduría y el talento. La autoestima es un elemento necesario para el aprendizaje y el crecimiento.

Capítulo 2 - Los mejores profesionales tienen objetivos claros

La fijación de objetivos es fundamental para el éxito. Sin embargo, el autor advierte que no hay que limitarse a fijar objetivos en torno a hitos como un cumpleaños o la Nochevieja. Las personas de alto rendimiento son las que se plantean cuestiones vitales importantes a lo largo del año. Este hábito se denomina "búsqueda de claridad" y es la base de la orientación hacia los objetivos. La importancia de los objetivos claros es que proporcionan un objetivo poderoso y una concentración clara.

Burchard describe cuatro áreas de claridad:

  1. Conciencia de sí mismo - Los trabajadores de alto rendimiento se centran en convertirse en la mejor versión de sí mismos.
  2. Entorno social - Las personas de alto rendimiento son deliberadas con sus interacciones sociales para que todas las experiencias sean lo más positivas posible.
  3. Perfeccionar las habilidades: los trabajadores de alto rendimiento comprenden qué habilidades necesitan perfeccionar y se concentran en sus áreas de interés. Una vez identificadas estas áreas, asignan su tiempo libre a la formación.
  4. Proporcionar un servicio - Los trabajadores de alto rendimiento crean un servicio que les ayuda a tener éxito y que les devuelve a la gente. Entienden que crear un servicio así les ayudará a mantener su motivación a la vez que aumenta sus posibilidades de éxito.

Para entender mejor si has establecido la claridad, Burchard recomienda que te hagas las siguientes preguntas:

  • ¿Quién soy yo?
  • ¿Cuáles son mis puntos fuertes y débiles?
  • ¿Qué es lo que más valoro en la vida?
  • Cuáles son mis aspiraciones futuras
  • ¿Qué objetivos persigo para cumplir estas aspiraciones?
  • Si pudiera describir mi yo ideal en el futuro, la persona en la que intento convertirme, ¿cómo describiría ese yo?

Además, elige tres palabras inspiradoras que describan mejor tu futuro yo. Una vez que hayas establecido estos mantras, debes reservar un periodo diario para reflexionar sobre si estás viviendo de acuerdo con estos valores.

Capítulo 3 - Los mejores profesionales mantienen su salud

Energía física

A menudo se descuida la forma física cuando se considera por qué alguien ha llegado a tener éxito. Sin embargo, Burchard subraya que los estudios sugieren que los directores generales están mental y físicamente sanos. En consecuencia, sus niveles de energía se asemejan a los de los atletas profesionales.

Por lo tanto, el segundo hábito de los Hábitos de Alto Rendimiento, después de desarrollar objetivos claros, es generar energía. Burchard explica que este hábito está respaldado por la neurociencia. La investigación ha descubierto que las neuronas del aprendizaje y la memoria se crean en el cerebro mientras se hace ejercicio. Además, el ejercicio reduce la ansiedad. La reducción de la ansiedad mejora el bienestar, pero también se asocia a un liderazgo más eficaz. La diferencia fundamental entre las personas de alto y bajo rendimiento es su actitud hacia el ejercicio. Los de alto rendimiento aprecian el ejercicio regular como un hábito que apuntala su éxito. En cambio, los de bajo rendimiento tienen la costumbre de encontrar razones para no hacer ejercicio físico.

Energía mental

Se puede fomentar el desarrollo de la energía mental adoptando una visión positiva de la vida. Esta visión positiva permite a las personas de alto rendimiento ser más animadas y optimistas. Además, la energía mental de las personas de alto rendimiento evita que surja un ciclo de pensamientos negativos. Por otra parte, la visualización de acontecimientos positivos produce una hormona del bienestar, la dopamina. En consecuencia, las personas de alto rendimiento obtienen los efectos positivos del éxito incluso antes de experimentar los acontecimientos. De hecho, esto mejora la probabilidad de que los trabajadores de alto rendimiento experimenten estos acontecimientos positivos en la vida real.

Transiciones e intenciones

"El simple acto de hacer una pausa deliberada entre actividades y establecer intenciones te ayudará a ganar más presencia en tu vida".

- Brendon Burchard

Cada día es simplemente una serie de transiciones de un periodo a otro. Por ejemplo, despertarse es una transición del sueño a la activación. La clave para generar energía es recopilar una lista de las transiciones habituales que experimentas a diario. Posteriormente, debes establecer una intención en la que centrarte mientras pasas de una actividad importante a la siguiente. Esta intención debe basarse en las respuestas a las siguientes preguntas:

  • ¿Qué energía quiero aportar a esta próxima actividad?
  • ¿Cómo puedo hacer esta próxima actividad con más excelencia?
  • ¿Cómo puedo disfrutar del proceso?

Capítulo 4 - Los mejores profesionales utilizan las anticipaciones internas y externas

"Cuando sientes la necesidad, no te quedas sentado deseando o esperando. Haces las cosas".

- Brendon Burchard

Aumentar el grado de pérdida potencial generalmente mejora el rendimiento. Por lo tanto, Burchard sugiere que el tercer hábito de los altos ejecutores es aumentar la necesidad. Los altos rendimientos tienen motivos internos que consolidan con compromisos externos. Esta consolidación ofrece otra forma de motivación que mejora sus posibilidades de éxito. Por el contrario, los de bajo rendimiento se centran únicamente en su deseo de ganar, en lugar de que ganar sea una necesidad.

Una forma de empezar a utilizar las anticipaciones externas es adoptar estándares altos para ti mismo. Perfeccionar eficazmente tus habilidades dependerá de que evites objetivos que sean sencillos de alcanzar. Después de establecer objetivos adecuados, Burchard recomienda conectar su objetivo individual con un compromiso exterior, como ayudar a otra persona. Otra forma de elevar la apuesta de tus motivaciones internas es contar tus objetivos a más personas. Al hacerlo, aumenta tu responsabilidad, lo que naturalmente fomentará la motivación. Las anticipaciones externas se forman, y compartir tu objetivo con otros puede potenciar su importancia. Los seres humanos tienen una aversión natural al fracaso ante los demás, lo que aumenta aún más la utilidad de aumentar la responsabilidad.

Burchard ofrece un ejemplo de su propia vida para explicar la eficacia de la responsabilidad. Había decidido crear un curso de superación personal. Como forma de motivarse, pidió a sus amigos y familiares que fueran los primeros en experimentar el curso. Colocar a las personas cercanas a Burchard en el centro de uno de sus objetivos le obligó a terminar el curso con un alto nivel de exigencia.

Capítulo 5 - Los mejores resultados se mantienen centrados

Trabajo esencial y trivial

Sentirse abrumado por un bombardeo de tareas y trabajo es un ejemplo de asimetría entre la energía que gastas y tus resultados. Para superarlo, el autor sugiere que adoptes el cuarto hábito de las personas de alto rendimiento aumentando tu productividad. Una forma de aumentar tu productividad es dominar la distinción entre el trabajo esencial y el trivial. Si consigues dominar esta distinción, podrás dedicar toda tu energía a las tareas que te ayudarán a catapultarte hacia el éxito.

En comparación con los de alto rendimiento, los de bajo rendimiento tienden a prestar demasiada atención al trabajo trivial. Aunque este trabajo puede hacerles sentir productivos, el impacto a largo plazo de estas tareas es mínimo. El autor destaca que, posiblemente, la peor tarea trivial es el envío de correos electrónicos. Cita un estudio que sugiere que la gente pasa 30% de su trabajo escribiendo correos electrónicos. Los correos electrónicos son peligrosos porque son un trabajo relativamente fácil, pero te convencen de que eres muy productivo. La realidad es que el tiempo que se dedica a escribir correos electrónicos suele impedir que se realicen actividades esenciales.

Prolíficos resultados de calidad

Las tareas esenciales más cruciales son las que producen Resultados de Calidad Prolífica (PQO). Su PQO es un cambio, una actividad o un enfoque que debería reportarle el mayor éxito. Después de identificar su PQO, debe producir y aprender las prioridades necesarias para la creación, la calidad y la frecuencia de ese resultado. Una forma de hacerlo es trazar los cinco movimientos principales necesarios para hacer realidad su PQO.

Cronometraje

La productividad de los High Performers también se basa en el tiempo. Los de bajo rendimiento son los que se deciden por fechas de finalización poco estrictas que pueden cambiarse fácilmente. Si evitan las fechas de finalización rígidas, están reduciendo su motivación para completar esta tarea. Por otro lado, los de alto rendimiento establecen fechas de entrega rígidas que son difíciles de cumplir. Además, asignan a estas fechas de vencimiento objetivos con un calendario. Utilizar el tiempo debería evitar que pierdas la concentración y permitirte mantener altos niveles de energía. 

El área de tiempo más común en la que fallan los que no rinden es durante los proyectos grandes. Estos proyectos requieren una concentración constante y el mantenimiento de la velocidad. Burchard sugiere dividir los objetivos a largo plazo en subobjetivos de cuatro o cinco pequeñas acciones con estos proyectos más amplios. 

Capítulo 6 - Los altos directivos son agradecidos

La mentalidad de dar

Se supone que las personas de gran éxito suelen estar muy solas, ya que les falta gente con la que hablar de sus logros. Muy pocas personas tendrán experiencias de éxito similares a las suyas. Sin embargo, esta no es la realidad. Por el contrario, las personas de alto rendimiento son las que pueden desarrollar constantemente vínculos duraderos, independientemente de sus niveles de éxito. Estos vínculos se construyen sobre la base del aprecio y el agradecimiento. El autor explica que una encuesta realizada en 2016 por la Asociación Americana de Psicología reveló que solo la mitad de los estadounidenses se sienten apreciados por sus superiores. Por lo tanto, Burchard cree que la mitad de los líderes tienen un rendimiento insuficiente. 

Los líderes de alto rendimiento pueden reconocer y apreciar el buen trabajo de todos los empleados. Además, los estudios han revelado que los líderes de alto rendimiento también tienen una mentalidad dadivosa. Por lo tanto, el quinto hábito de alto rendimiento es adoptar una mentalidad generosa. Perfeccione su capacidad para comprender las luchas y las ambiciones de los demás. Luego, una vez que entiendas estas características, debes actuar y dar a los trabajadores lo que necesitan. Una de las características más comunes que desean los trabajadores es la libertad de tomar sus propias decisiones. Por lo tanto, asegúrese de respetar y confiar en sus empleados. Este hábito depende de su capacidad para contratar personal de confianza y asignar a los trabajadores adecuados a las tareas correctas.

Pide y obtendrás

Las personas de alto rendimiento pedirán ayuda a los demás cuando necesiten algo. Por el contrario, los de bajo rendimiento se preocupan por ser juzgados por los demás. Preocuparse por el juicio de los demás le impedirá crecer como individuo y aprender de las habilidades de los demás. Y lo que es más importante, la mayoría de los trabajadores se alegrarán de que hayas apreciado sus habilidades. Evitar estas conversaciones con sus trabajadores sólo le hará perder el tiempo y le impedirá dar un paso adelante.

Capítulo 7 - Los de alto rendimiento son aventureros

"El valor es más bien una habilidad, ya que cualquiera puede aprenderlo. Y una vez que lo entiendes y lo demuestras con más constancia, todo cambia".

- Brendon Burchard

Las personas de alto rendimiento aceptan de buen grado los riesgos en lugar de rehuirlos. El último hábito sugerido en Hábitos de Alto Rendimiento es adoptar la audacia. La audacia está estrechamente relacionada con la adopción de una perspectiva positiva en circunstancias difíciles. Las personas de alto rendimiento son conscientes de que los riesgos están asociados a una mayor probabilidad de fracaso, pero toman medidas para superar estos temores y prepararse. La preparación puede mitigar parte del riesgo asociado a las acciones aventureras. Además, puede permitirle entusiasmarse con el riesgo.

Asumir riesgos será más sencillo con la experiencia. Por lo tanto, considere cada posible fracaso asociado al riesgo como una oportunidad de superación. Si consigue hacerlo, dejará de quejarse de los retos y adoptará una actitud positiva. Otro riesgo que los de alto rendimiento están dispuestos a asumir es el de ser claros con sus visiones. Los de bajo rendimiento seguirán adelante con sus objetivos en silencio por si se arriesgan a que los demás les digan que son unos ilusos. En cambio, los de alto rendimiento asumen este riesgo por el beneficio potencial de conocer a algunas personas destacadas que pueden ayudarles a alcanzar sus objetivos.

Cita final

"Al igual que los atletas nunca dejan de entrenar, las personas de alto rendimiento nunca dejan de condicionar y fortalecer conscientemente sus hábitos. El verdadero éxito -el éxito holístico y a largo plazo- no proviene de hacer lo que es natural, seguro, conveniente o automático. A menudo, el viaje hacia la grandeza comienza en el momento en que nuestras preferencias por la comodidad y la certidumbre se ven anuladas por un propósito mayor que requiere desafío y contribución. Las habilidades y los puntos fuertes que tienes ahora son probablemente insuficientes para alcanzar el siguiente nivel de éxito, así que es absurdo pensar que no tendrás que trabajar en tus debilidades, desarrollar nuevos puntos fuertes, probar nuevos hábitos, ir más allá de lo que crees que son tus límites o tus dones. Por eso no estoy aquí para venderte la solución fácil de centrarte en lo que ya es fácil para ti. Que quede claro: hay mucho trabajo por delante".

- Brendon Burchard

Comenta a continuación lo que has aprendido o si tienes alguna otra idea.

¿Eres nuevo en StoryShots? Obtenga las versiones de audio y animación de este resumen y de cientos de otros libros de no ficción más vendidos en nuestro aplicación gratuita de primer nivel. Ha sido destacada por Apple, The Guardian, la ONU y Google como una de las mejores aplicaciones de lectura y aprendizaje del mundo.

Para profundizar en los detalles, pida el libro o consiga el audiolibro gratis.

Resúmenes de libros relacionados

El poder del hábito por Charles Duhigg

Indistractible por Nir Eyal

Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva por Stephen Covey

El octavo hábito por Stephen Covey

Hábitos atómicos por James Clear

Hábitos de éxito de los millonarios por Dean Graziosi

13 cosas que no hacen las personas mentalmente fuertes por Amy Morin

Haz tu cama por el Almirante William H. McRaven

Cambia por Dan Heath y Chip Heath

Ikigai por Héctor García y Francesc Miralles

El Club de las 5 de la mañana por Robin Sharma

La mañana milagrosa por Hal Elrod

La regla de los 5 segundos por Mel Robbins

Resumen de los hábitos de alto rendimiento
  • Guardar

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Añade automáticamente YASR en tus posts o páginas. %s Desactiva esta opción si prefieres usar shortcodes. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.